Sancti Spíritus: una embarazada muere por negligencia médica. Le dieron tilo y tenía un coágulo en el corazón (+fotos)

Una joven embarazada muere en un hospital de la provincia de Sancti Spíritus. Su mamá presentó una acusación por negligencia médica.

La joven fue identificada como Marien Rodríguez Sánchez, de 24 años, quien padecía una cardiopatía y tenía al morir 12 semanas de embarazo.

Todo empezó cuando Carmen Elena Sánchez Medinilla, la madre de Marien, quiso llevarla al médico el pasado 29 de julio.

Fueron de inmediato al hospital de Trinidad y allí le recetaron una infusión de tilo porque “solo estaba nerviosa”.

Pasaron tres días y la joven seguía sintiéndose mal. Regresaron a la instalación hospitalaria y la remitieron a la provincia de Sancti Spíritus, específicamente a Cardiología y Obstetricia.

Allí le hicieron un ecocardiograma (ECO), pero la experiencia en ese centro de salud fue negativa, a tal punto que la doctora de guardia ni siquiera la quiso atender.

“Sólo me dijo: ‘llévala para Cardiología’ pero no se tomó el trabajo de verla, se trataba de una embarazada, las que dicen que son prioridad, pero no terminó ni de leer el remitido, ni la puso en la Hoja de Cargo… nada, no la miró”, relata Carmen.

Carmen es enfermera de profesión y tuvo a bien llevarse a su hija única para la Unidad de Cuidados Intensivos y Emergencias (UCIE). Pero al llegar, se presentó un problema: “el especialista en cardiología estaba en el salón”.

Ese médico regresó tras cinco largas horas. En ese instante, ya Marien se sintió maltratada y quiso irse.

“Mami quiero irme de este hospital que es un gran desastre, vámonos mami de aquí, llévame para mi hospital de Santa Clara donde siempre me atienden y nunca me han tratado tan mal, allí si me atienden bien esto mami es un desastre”, decía la muchacha.

Entonces, el especialista le indicó un electrocardiograma. Dijo que Marien estaba bien, solo que por, a insistencia del intensivista de guardia, le realizaron un ECO que descubrió un coágulo en el corazón.

Esto provocó que se desatara el “corre-corre” a lo cubano. Marien fue llevada a terapia intensiva. El tratamiento comenzó siete horas después en el hospital provincial.

Sobre las dos de la madrugada Marien empeoró. El médico dijo que “no podía verla porque estaba en un caso grave y que la vería en la mañana”.

Fue entonces que la joven embarazada muere a las 11:50 am del día siguiente.

“Mi gran dolor es que mi hija murió repudiando el trato que recibió en el hospital provincial de Santi Spiritus por parte de la obstetra y los cardiólogos”, dice la angustiada madre.

“Del director del hospital Materno de Santi Spiritus tengo la peor de las opiniones, a ese hombre lo considero inhumano, mi hija casi muriendo y él fue capaz en momentos como esos de justificar el mal trabajo de su obstetra”.

Carmen Elena Sánchez Medinilla presentó su denuncia por negligencia médica. Esta triste historia va a llevarla a todos los niveles:

“Porque no quiero que otras madres sufran lo que yo estoy sufriendo ahora, ni más jóvenes de 24 años mueran por falta de oportunidad en la atención médica”.

* Redacción Cuba Trendings con información de CiberCuba

Facebook Comments
error: El contenido está protegido!!